Headlines
miércoles, junio 06, 2012
.Radiar Noticias Mx

Si al debate con la CNTE

Por Horacio Erik Avilés Martínez

El viernes 1° de junio, alrededor de 300 militantes de la CNTE, michoacanos y oaxaqueños, acudieron a la sede nacional de Mexicanos Primero a pedir debate público con esta organización de la sociedad civil, argumentando que sus miembros “han rehuido el debate”.

Como si jamás hubieran tenido oportunidad alguna de interlocución, gritaron consignas y denostaron el documental “De Panzazo”, demostrando que, al igual que a Elba Esther Gordillo, les “duele” lo plasmado en el filme por considerarlo agresión personal. Hasta hoy, no ha habido protestas por parte de alumnos, padres de familia ni funcionarios; solamente de sindicalistas.

Hay que aclarar que precisamente “De Panzazo” alza la voz debido a la crisis del sistema educativo mexicano, por lo que lo que menos podría considerarse es que Mexicanos Primero rehuiría el debate.Les tomamos la palabra.

Son evidentes los costos de ir a la Ciudad de México: eltraslado y viáticos para 300 personas a un promedio de mil pesos, que sumados al daño que causaron promediando un grupo de 30 alumnos abandonado por cada uno de ellos, hacen un total de 9 mil alumnos a los que ocasionaron desperdiciar un día de clases y más de 300 mil pesos derrochados, cifras que hablan del dispendio con el que están acostumbrados a operar en su protesta. No había necesidad de ir a la capital para entablar un debate con nuestra organización ni mucho menos abandonar las aulas. Jamás permitiremos que el diálogo con Mexicanos Primero sea pretexto ni motivo para que un solo niño mexicano se quede sin clases.

Para el debate, la agendaestá puesta sobre la mesa. Nuestras convicciones son claras y públicas: a los ciudadanos agrupados en Mexicanos Primero nos une la exigencia de educación de calidad en el país y por supuesto, estamos a favor de la escuela pública. Por ello, el término privatizador es inaceptable para nosotros. Las fracciones que tienen secuestrada a la educación pública deberán de realizar su respectivo deslinde, si no es que con sus acciones tendientes a acrecentar el poder y control sobre el sistema educativo reafirman sus propias palabras.

En nuestra organización estamos a favor de 200 días de clase efectivos, consideramos a la educación como el principal factor de movilidad social, ineludible para lograr mayor comprensión de los fenómenos de la sociedad y la naturaleza, proceso en el que los padres de familia deben de participar activamente, mientras que simultáneamente las autoridades recuperan la rectoría de la educación en cada rincón de patria. Asimismo, para nosotros, la figura del docente es insustituible, la calidad de los maestros es el principal factor de excelencia en un sistema educativo, así como lograr que el modelo educativo mexicano sea exitoso requiere la implementación de procesos sistémicos de gestión, de los cuales la evaluación es parte esencial. No podremos mejorar lo que no se evalúa.

En contrapunto, hay muchas situaciones que deben de ser dialogadas, debatidas y consensuadas. Por ejemplo, ¿de qué sirve un debate si no hay compromisos para reconstruir y resolver asuntos como el enardecedor cierre de escuelas públicas, el bloqueo de la Prueba ENLACE, la oprobiosa compraventa e intercambio por favores inconfesablesde plazas docentes, el paupérrimo cumplimiento de los 200 días efectivos de clases, la condena a la ignorancia vitalicia en la que sumen a las escuelas ubicadas precisamente en “la franja de la pobreza”: Michoacán, Guerrero, Oaxaca y Chiapas? Asimismo, la CNTE dice que la venta de la Prueba ENLACE es evidencia para su cancelación. ¿Entonces la venta de alguna plaza docente es evidencia para cancelarla inmediatamente?

En torno a ello y muchas preguntas más, sociedad civil y sindicatos deben de dialogar y debatir para construir colectivamente el modelo educativo que nuestra nación merece.Esperemos la voluntad de resolver diferendos debatiendo públicamente no se termine jamás en la CNTE, para que se remplacen las abominables marchas, inhumanos plantones y demás exhibiciones de mucha fuerza bruta, escaso contenido intelectual y aun menor respeto a los derechos de terceros; trocándose por encuentros propositivos y civilizados.

Por ejemplo, al acusar reiteradamente a las autoridades de no ejecutar las acciones conducentes para el desarrollo educativo de la nación, al asediarlos tomando sus oficinas y dejando a millones de niños sin clases han permitido que este estilo de protesta deje una huella indeleble en la vida de legiones de inmolados educativos.Sin embargo, los que hemos criticado o nos hemos inconformado con su accionarnunca les hemos invadido sus oficinas. ¿Durante estos tres años que los hemos esperado debimos tomar las oficinas de la CNTE para entablar debate con ellos? ¿O será que esta súbita pulsión por debatir corresponde a intentar subirse a un cuadrilátero diferente?
Recordemos que en múltiples ocasiones, funcionarios y militantes afines a la CNTE han declinado la invitación o simplemente no han llegado a la cita, tanto en medios televisivos como radiofónicos. Hoy, estamos abiertospara fijar términos, tópicos, lugar y fecha del tan necesario y postergado debate público que ha sido solicitado por el Mtro. Alejandro Ramírez Magaña, Presidente de Mexicanos Primero Michoacán, A.C.
También en las múltiples reuniones del Consejo Consultivo y de Apoyo a la Educación se les ha invitado a comparecer, sobre todo en temas de concursos de plazas docentes, paros indefinidos y bloqueos a las evaluaciones, pero no han acudido. Ahora, sospechosamente, en pleno paro indefinido y en temporada electoral, súbitamente desean debatir.¿Por qué el cambio de estrategia? Tienen años adeudando explicaciones.
Sin embargo, esperemos una genuina intención de dialogar con la sociedad civil, de consultar opiniones y construir consensos en torno a un sistema educativo que requiere el esfuerzo de todos para ser rescatado. Decimos no la necesidad de protagonismo, de legitimación ante sus bases ante el inminente proceso de sucesión, a los posicionamientos político-electorales o a la obtención de recursos públicos para finalidades extra-educativas. En suma: decimos sí al debate serio y no a las poses de relumbrón. Sí a la construcción de mesas de negociación pública y a anteponer a los niños y jóvenes sobre intereses sectarios. Estamos a favor de que los estímulos y premios se entreguen por criterios meritocráticos, que instantáneamente marcaría el fin del ignominioso marchómetro que durante décadas han configurado y empleado sindicalistas, expoliando hasta lo inenarrable a trabajadores de la educación y aspirantes a serlo.

Por lo anterior, los ciudadanos que conformamos Mexicanos Primero Michoacán, A.C. estaremos presentes en el debate franco y propositivo, esperando que no haya truco en ello.

Comentarios: eaviles@mexicanosprimero.org y Twitter: @erik_aviles

0 comentarios for "Si al debate con la CNTE"

¿Que opinas de esta nota?